NOTICIAS DESTACADAS
Inicio / Columna alternativa / Columna Alternativa: ES LA TARDE
Columna Alternativa: ES LA TARDE

Columna Alternativa: ES LA TARDE

Es la tarde

Por Gustavo Mares

La empresa que maneja los destinos de la Plaza México dio a conocer los carteles para la segunda parte de la Temporada Grande. En las combinaciones destaca el festejo programado para el 4 de febrero, el mano a mano entre el madrileño Julián López ‘El Juli’ y el tlaxcalteca Sergio Flores, con toros de Teófilo Gómez.

Dejando de lado el ganado queretano, cuyo anuncio dividió opiniones en las redes sociales, en cuanto al renglón de los toreros la combinación se antoja intensa.

El español Julián López es un diestro que tiene tal raza que sale a superar a todos sus alternantes. Ya lo dejó de manifiesto en la inauguración de la campaña, donde triunfó clamorosamente al lado de Joselito Adame, quien no tuvo una tarde afortunada.

El compromiso que tendrá el diestro de Apizaco Sergio Flores en esa corrida será el que lo pueda catapultar y consolidar en el gusto del público de nuestro país, necesitado de una figura del toreo mexicana.

El de Tlaxcala puede llegar. Tiene argumentos y ya lo demostró en la pasada Corrida Guadalupana, donde cortó dos orejas y unificó el criterio de la gran masa.

La del 4 de febrero será ‘la tarde’ de Sergio Flores. Podrán venir otras, quizá de mayor responsabilidad, pero la del primer domingo de febrero es la que lo puede consolidar.

Casos similares a los del de Apizaco ha habido muchos a lo largo de los casi 72 años de vida del coso grande, casos en los que en la tarde cumbre, como esa de aniversario, las ilusiones de muchos ‘coletudos’ se fueron al ‘pozo’, porque ese día,  en el que tenían que salir a dejar ‘alma, vida y corazón’, no lo hicieron.

Después, mil y un pretextos, pero ese día, en muchos casos, no pasó nada.

Sergio Flores tiene la onza y puede cambiarla esa tarde, que podrá ser muchas cosas, pero de algo estamos seguros y es que no será un día de campo.

Dicen los que visten de luces que hay tardes en las que un torero tiene que salir a arriesgarlo todo. No hay más.

Para finalizar, la pregunta de la semana: ¿Qué encierro le habría gustado a usted para este mano a mano?