NOTICIAS DESTACADAS
Inicio / Columna alternativa / Columna ALTERNATIVA: Cada día menos
Columna ALTERNATIVA: Cada día menos

Columna ALTERNATIVA: Cada día menos

CADA DÍA, MENOS

Por Gustavo Mares

Hasta hace no muchos años apenas terminaba la Temporada Grande en la Plaza México y en las redacciones de los principales diarios de información general y especializada, todos con secciones taurinas de gran nivel, se daban cita gran cantidad de novilleros que se querían hacer notar.

La ‘visita de las siete casas’, como solían decir los ‘coletudos’ que recorrían los diferentes diarios, iniciaba en el Ovaciones, posteriormente llegab al Esto y de ahí partía rumbo a La Afición, El Nacional y La Prensa. Después pasaba al Excélsior y El Universal. Concluía el recorrido en la redacción de El Heraldo de México, en la colonia doctores.

Todos esos diarios tenían una sección taurina especializada, con reporteros y redactores que sabían del tema, a la par de que en mayor o menor medida, atesoraban gran cultura.

Llegaban a la redacción, la mayoría, a la usanza de los maletillas, con pantalón de mezclilla, camisa anudada a la cintura y la clásica boina torera. Otros, los menos, de traje.

A la par, ir a los Viveros de Coyoacán o al Claro del Bosque de Chapultepec, representaba para los que cubrían la sección taurina ‘oro molido’ porque ahí se daban cita no sólo muchos matadores de toros con alternativa, sino también una gran cantidad de novilleros.

Hoy, muchas de esas cosas han desaparecido. Por principio de cuentas, la mayoría de los periódicos arriba mencionados ya no tienen una sección taurina fija. Claro que publican notas eventuales, pero como antes, cuando diario salía la sección de toros, no.

Apenas dos diarios importantes de circulación nacional, sabedores de la importancia cultural de la tauromaquia, despliegan destacadas secciones taurinas: Esto y Ovaciones. No más.

Eso sería lo de menos, que no hubiera muchos espacios  taurinos, pero sí toreros. Sin embargo, tampoco ocurre. Hogaño es más difícil que nunca buscar fortuna como novillero.

Las oportunidades son contadas y muy pocas. Peor aún si el chaval que sueña con vestir de luces no tiene dinero o un mecenas que le haga fuerte en los gastos. Así la cosa se complica todavía más. Hay excepciones de jóvenes novilleros que aún sin un apoyo económico se han podido colocar y abrirse paso, pero tampoco es lo más habitual.

Agregue, que ahora mismo la oferta en cuanto a carteles pocas novilladas ofrece y es que a los organizadores les reditúa más programar matadores de toros que novilleros, puesto que los primeros, de alguna u otra forma, tienen más nombre que los que apenas comienzan.

La displicencia de muchos organizadores es evidente por la falta de festejos menores en sus promociones. Se les olvida que los novilleros serán los matadores de toros del futuro.

Deberían de cerrar filas y apoyar de manera decidida a los jóvenes valores de la tauromaquia para que pueda llevarse a cabo la siempre necesaria renovación de la baraja taurina.

Dicen, sin ser oficial, que la temporada chica en la Plaza México comenzará a finales de mes o a mediados de marzo. Al momento de escribir estas líneas el futuro del serial menor en el coso mayor es incierto. Habrá que esperar noticias.

Los números, aunque fríos, son certeros. Basta echarle una mirada al número de toreros que toman la alternativa para darnos cuenta que cada año que pasa, la cantidad de ‘licenciados en tauromaquia’ es menor.

Debería preocuparles a todos los interesados. Pero sólo alcanzan a ‘se echan la bolita’ unos y otros.

Para finalizar, la pregunta de la semana: ¿Habría novilleros lo suficientemente preparados para que se pudieran dar doce festejos en la Plaza México sin que se repitiera uno solo de los nombres?

Comentarios, y sí respondo: www.torosyfaenas.com