NOTICIAS DESTACADAS
Inicio / Columna alternativa / Columna Alternativa: HUAPANGO TORERO
Columna Alternativa: HUAPANGO TORERO

Columna Alternativa: HUAPANGO TORERO

Huapango torero

Gustavo Mares

 

El estado de Hidalgo es, desde hace mucho, un importante bastión en el que se da gran número de festejos taurinos entre corridas de toros, novilladas y festivales. Carteles con toreros de todas las categorías se montan en suelo hidalguense.

En este cúmulo de festejos hay organizadores profesionales y otros que distan mucho de serlo. Uno de estos últimos pretendió montar el festejo del pasado sábado en Caxuxi, evento que no se llevó a cabo.

En ese cartel había presencia española en la persona de Alfonso Ferreira ‘Fonsi’, chaval de 16 años que vestiría de luces por primera vez. La combinación se conoció en nuestro país a través de la prensa española. En el festejo se anunciaba al mexiquense Sebastián Ibelles.

Sin embargo, algo no andaba bien, pues un par de días después de que en nuestro país se dio a conocer la combinación, Ibelles hizo público que no estaba contratado. Algo raro, pero nada de cuidado. Total, quién sabe si de último momento novillero y empresa no llegarían a algún acuerdo.

En España, ‘Fonsi’ hizo todos los arreglos necesarios para poder faltar a la preparatoria. ‘Rompió el cochinito’ y en compañía de su padre, el caballista luso Pablo Brazona, hicieron el viaje a nuestro país. Llegaron por siete días.

Gracias al apoyo del rejoneador en retiro Giovanni Aloi y del gran apoderado mexicano David Medina García pudieron realizar varios tentaderos.

Todo iba bien. Pero un día antes del anhelado debut todo se derrumbó por la falta de seriedad de la empresa que, con la mano en la cintura, no dio el festejo porque dijo que no contaba con los recursos necesarios.

Fue un duro golpe anímico para el torero, que cruzó el océano Atlántico para poder vestir de luces.

‘A toro pasado’ y atando cabos, seguramente tras bambalinas ya se sabía que el festejo no se daría. Pero quienes no intuyeron algo fueron ‘Fonsi’ y su padre, que se estrellaron de frente con la dura realidad.

Desconcertado, el rejoneador portugués no sabía qué hacer. A través de la línea telefónica su desencanto era evidente.

Tras conocer la noticia de que el festejo no se llevaría a cabo, el caballista en retiro Giovanni Aloi se comunicó con el organizador, que con total desfachatez le pidió dinero para montar el festejo.

– ¿Cómo se llama el organizador?, preguntó este reportero al padre del joven novillero hispano. ‘Ángel Gómez’ fue su respuesta.

Tras conocerse la historia de ‘Fonsi’, las redes sociales se inundaron de comentarios a favor del joven torero y en contra del organizador, que no goza de gran cartel por aquellos lares, pues no es la primera ocasión que se ve envuelto en la polémica.

Antaño, para evitar que este tipo de dañinos ‘empresarios’ se enquistaran en el sistema, todos los profesionales cerraban filas y nadie le facilitaba bienes o servicios.

Al final de la jornada, ‘Fonsi’ pudo torear y vestir de luces, aunque no en una plaza de toros. En un gran gesto, Giovani Aloi le obsequió un novillo que toreó usando el terno de luces.

El escenario, el flamante cortijo que el rejoneador adquirió en Cuajimalpa.

Para finalizar, la pregunta de la semana: ¿Qué futuro le depara a la feria que está por comenzar y que no ha hecho publicidad?