NOTICIAS DESTACADAS
Inicio / Columna alternativa / Columna Alternativa: Mucho Mérito
Columna Alternativa: Mucho Mérito

Columna Alternativa: Mucho Mérito

Mucho mérito

Por Gustavo Mares

El esfuerzo que realiza el diestro mexicano Ernesto Javier ‘Calita’ en época de pandemia no ha sido debidamente valorado. El torero apoderado por José Luis Alatorre es el único diestro hispano que realiza campaña formal del otro lado del Océano Atlántico, además de que lo ha llevado a cabo sin eludir compromisos. No ‘ha escurrido el bulto’ ante alternantes, ni ganaderías.

Hace apenas unos días concluyó su periplo por el llamado ‘Valle del Terror’, zona que componen pueblos de las provincias españolas de Ávila, Madrid y Toledo: Arenas de San Pedro, Cebreros, El Tiemblo, Higuera de las Dueñas, Piedralaves, La Adrada, Sotillo, Cadalso de los Vidrios, Cenicientos, Villa del Prado, Almorox y Escalona.

En esos escenarios, en los que el mexiquense salió airoso, los toreros suelen vivir un miedo muy particular, porque por la puerta de toriles aparecen bureles ‘jurásicos’. Muchas veces, astados rechazados de Las Ventas de Madrid o Pamplona por diversas circunstancias, menos falta de trapío, que suman edad y kilos, a los de por sí ya presentados en las básculas de escenarios inminentemente ‘toristas’ mientras llega su momento de ser lidiados en esas zonas, donde el aliciente para agotar el boletaje no son los toreros, sino la catadura de los toros.

Hay quienes al ‘Valle del Terror’ le llaman ‘Valle de la Esperanza’, no sólo porque confían en que una tarde ahí repercuta en escenarios de mayor envergadura, sino también debido a que salir de ahí ‘por su propio pie’ es ya un triunfo.

Aquí en nuestro país, Ernesto Javier tampoco rechaza compromisos. Junto con su equipo de trabajo tienen muy claro el concepto de ‘hacer y fomentar la tauromaquia’, por lo que a ‘Calita’ se le pude ver tanto en unan corrida de toros formal como en un festival, sin importar los aforos ni las localidades, algo que no muchos matadores de toros hacen.

Para no ir tan lejos, ahora mismo en esta crisis sanitaria ha habido un importante número de toreros en lo alto del escalafón, que por diversas circunstancias han preferido mantenerse en la inactividad pensando más como hombres de negocios y no como apasionados de la tauromaquia en estos momentos que requiere de gran promoción. La mejor manera de conseguirla es con los toreros de lo alto de la ‘tabla general’ como se diría en el mundo de los deportes.

Renglón aparte merece el hecho que Ernesto Javier ha sabido ‘reinventar su carrera’, pues después de tomar la alternativa en la Plaza México, por diversos motivos, el futuro profesional del torero de Tlanepantla lucía muy complicado. Pero él no desesperó y se tuvo gran confianza. Hoy, gracias a su disciplina y profunda vocación, comienza a cosechar todo lo que ha sembrado a lo largo de estos años.

El mexiquense tiene la ilusión de confirmar en la Plaza de Las Ventas de Madrid. Aunque este año se antoja complicado, porque la Feria de Otoño en el coso de la Calle Alcalá, tiene definidos sus últimos carteles del año, ‘Calita’ ha hecho los méritos suficientes para ser tomado en cuenta la próxima campaña. Y hasta para una sustitución.

Para finalizar, la pregunta de la semana: ¿Abrirá Isaac Fonseca la puerta grande de Las Ventas de Madrid?

error: ¡¡El contenido está protegido !!