NOTICIAS DESTACADAS
Inicio / Columna alternativa / Columna ALTERNATIVA: Para calmar sus ansias
Columna ALTERNATIVA: Para calmar sus ansias

Columna ALTERNATIVA: Para calmar sus ansias

Para calmar sus ansias

Por Gustavo Mares

Paulatinamente se incrementa la actividad en la ‘descalada taurina’ de nuestro país con corridas de toros y festivales con la participación de matadores de toros, en su mayoría mexicanos.

Aunque también hay novilladas en algunos escenarios, es mayor el número de festejos en los que actúan diestros con alternativa.

Con excepciones, hogaño la baraja novilleril es mayor de los veinte años de edad, cuando hasta hace no mucho tiempo, la edad de los aspirantes a matadores de toros oscilaba los quince años. Muchos de ellos venían precedidos de actuaciones como niños-toreros o becerristas.

Los aficionados de la vieja guardia solían decir ‘el toro de cinco y el torero de 25’. Sin embargo, eso ya no aplica, porque si para los matadores de toros el panorama es muy difícil, para los novilleros que sueñan con tomar la alternativa lo es aún más.

En esta época tardan más en alcanzar el doctorado y es que cada día se celebran menos festejos. Hace algunos años era habitual que algún novillero no se sintiera preparado para actuar en la México y prefería ‘esperarse un año’ para llegar ‘más placeado’. Y sí, volvían con algunos festejos a cuestas.

Parece que fue ayer cuando en un mismo sábado se transmitían por televisión, en vivo, las novilladas de la Plaza Arroyo y la Plaza San Juan de Atizapán.

Es también de resaltar el hecho del poco impacto mediático que tienen los festejos menores actualmente. A veces, porque los organizadores y los propios protagonistas minimizan el importante papel de los medios de comunicación. Hay quienes lo hacen por desconocimiento y sólo se conforman con compartir un fragmento de la información a través de sus redes sociales; otros tantos, por simple apatía.

Del otro lado también está el espacio tan limitado para la información taurina. En los medios de comunicación, a menos que sean especializados, compite con otros espectáculos y disciplinas que tienen mucho mayor impacto en las grandes masas.

Aunado a lo anterior está el hecho de la crisis sanitaria que azota al país y que ha empinado más la cuesta a muchos jóvenes toreros que han invertido tiempo, dinero y esfuerzo en pos del anhelado abrazo.

La baraja taurina novilleril mexicana tiene algunos interesantes prospectos que han demostrado estar puestos para tomar la alternativa, pero no lo han podido hacer porque los aforos y las circunstancias actuales no son las adecuadas.

Si dejan pasar el tiempo, podría ser muy tarde. Todo en la vida tiene un tiempo y un espacio, incluidas las alternativas.

Mientras tanto, la Plaza México se mantiene cerrada y es que no es fácil abrirla por la situación sanitaria que atraviesa la capital. Para nadie es un secreto que el simple hecho de abrir las puertas del máximo escenario taurino al público cuesta mucho dinero y lamentablemente no acuden las grandes masas como a otros eventos.

En algún momento, la monumental capitalina deberá abrir sus puertas a los festejos menores si quiere poner a la venta el derecho de apartado de cara a la Temporada Grande. Sin embargo, ahora mismo es imposible poderlo hacer, porque el aforo limitado les llevaría a incumplir con los tenedores de tarjetas de derecho de apartado.

Mientras las aguas vuelven a su cauce natural, cada día luce más complicada la escena taurina para la sangre nueva de la torería mexicana.

Por lo anterior, un reconocimiento a todos los empresarios y escenarios que aún apuestan y arriesgan el bolsillo para fomentar el desarrollo en las filas novilleriles.

Para finalizar, la pregunta de la semana: ¿Por quién votará?

error: ¡¡El contenido está protegido !!