NOTICIAS DESTACADAS
Inicio / Columna alternativa / Columna Alternativa: Vientos de cambio
Columna Alternativa: Vientos de cambio

Columna Alternativa: Vientos de cambio

Vientos de cambio

Por Gustavo Mares

La actual crisis por coronavirus que azota al mundo cambiará seguramente la manera de confeccionar carteles. Ahora mismo en España las principales figuras, incluido José Tomás, han decidido bajar considerablemente sus honorarios para reactivar la economía taurina.

Aquí en nuestro país, los profesionales del toreo no se han pronunciado al respecto. Sin embargo, todo hace suponer que podría haber cambios positivos en cuanto a la programación de toreros y es que, aunque si bien muchos criadores de bravo han mandado sus toros al rastro, muchos otros los han podido mantener.

Hay quienes los han comenzado a vender a precio de carne con la condición de atestiguar su lidia, de tal suerte que se han llevado a cabo diversos tentaderos en escenarios muy variados.

Pero hay algunos otros criadores de bravo que tampoco han puesto a la venta sus toros y apuestan porque pronto pase la pandemia. Aquí lo interesante, pues muchos toreros de la parte alta del escalafón suelen ‘hacerle el feo’ a los toros que solían lidiar cuando se abrían paso en la profesión.

Ahora mismo, muchos toreros de nuevo cuño, que han tenido oportunidad de visitar el campo bravo, han salido a los redondeles con un hambre desbordante de querer ser.

De momento, más allá de las grandes bolsas económicas, lo que les interesa es torear lo más que pueda pues consideran que ‘la práctica hace al maestro’.

La lista de jóvenes coletas de la nueva generación es interesante. Los empresarios deberán voltearlos a ver con la conciencia de que es importante de cara a la ‘nueva normalidad’ presentar caras nuevas, más ad-hoc a los nuevos públicos.

Muchas veces, entre las grandes masas juveniles no hay identificación con los artistas si el rango de edad es muy elevado.

Los profesionales del medio taurino deberán mover muy bien sus piezas para salir bien librados de esta situación, porque a fuerza de ser sinceros, ni todos los antitaurinos del mundo habían podido lograr lo que, hasta el momento, ha hecho el covid-19.

De momento, los profesionales taurino no se han manifestado al respecto, sin embargo, se sabe que han estado llevando a cabo diversas reuniones para tocar el tema, pero nada oficial.

También se comenta que según los tiempos que ha anunciado la Jefa de Gobierno Claudia Sheinbaun, la actividad taurina podría volver en septiembre a nuestro país, pero evidentemente todo dependerá del rumbo que tome la contingencia sanitaria.

Los toros que los criadores de bravo no han vendido con la esperanza de ser lidiados en una plaza podrían tener salida en cuanto haya luz verde para reiniciar la actividad, lo que representaría, con precios razonables, una gran cantidad de festejos en la geografía azteca.

Para finalizar, la pregunta de la semana: ¿Cuándo se pronunciarán los toreros mexicanos sobre la crisis que afecta nuestro país?