NOTICIAS DESTACADAS
Inicio / Columna invitada / Columna Torerías: Considéralo dentro de tu alcance
Columna Torerías: Considéralo dentro de tu alcance

Columna Torerías: Considéralo dentro de tu alcance

“Si algo es humanamente posible, considéralo dentro de tu alcance”
—Marco Aurelio—

 

Por Luis Miguel Martínez

Amigas y amigos, el emperador romano, impulsor del estoicismo de la escuela helenística, Marco Aurelio, escribió sus memorias ocho años antes de fallecer, una obra que deja un legado sobre la importancia de obtener lo mejor de cada una de las cosas que vivimos.

Y el tema viene a propósito porque una vez que se ha dado la reactivación de la fiesta taurina en el suelo patrio ahora con el semáforo en verde y amarillo en prácticamente todo el país, valdría la pena cuestionar si estamos ofertando lo mejor que tiene la fiesta taurina para que se considere en realidad una opción para el mercado que consume diversos espectáculos.

En el libro de las memorias de Marco Aurelio, el emperador romano nos dice que, de cada persona que fue relevante en su vida, obtuvo una enseñanza sobre “lo mejor” de ella. Por ejemplo, de su padre su firmeza, su capacidad para la toma de decisiones, de su madre “el amor a los dioses”, de la amante de su padre “el amor de espera incondicional, la pasión permanente”.

Valdría la pena preguntarnos, cuál es la aportación objetiva de la fiesta taurina para el mercado en general. Es decir, por qué a las plazas de toros están o no regresando los aficionados. Y qué estamos haciendo para que esas plazas nuevamente luzcan con mejores entradas.

Tras la reactivación de la economía que provocó el parón de la COVID-19 es bueno preguntarnos ¿qué más hay humanamente posible, para mejorar la fiesta taurina? ¿qué podemos hacer para superar el nivel de los mejores espectáculos que se ofertan en estos momentos? Un ejemplo claro: usted no pagaría una cena en un restaurante donde va a invertir 1500 pesos de consumo, pero ve que las ventanas se están cayendo o los baños en mal estado. Lo mismo pasa con algunas plazas de toros cuyas instalaciones requieren mejoras ya sea en el ruedo o en el resto de infraestructura.

A lo anterior, hay que agregar el profesionalismo y la seriedad con la que asume su papel cada participante de la tauromaquia.

¿Se imagina un actor de teatro exigiendo que le aplaudan por su labor? ¿O toreros que pidan las orejas o los contratos a través de las redes sociales en lugar de haberlas ganado en el ruedo y frente al toro?

Como decía Marco Aurelio: “Si algo es humanamente posible, considéralo dentro de tu alcance”. Porque no hay nada más bonito en la fiesta taurina que su autenticidad.

error: ¡¡El contenido está protegido !!