NOTICIAS DESTACADAS
Inicio / Noticias / Demandarán penalmente a Pepe Arroyo, tras irrumpir con violencia en restaurante de su padre
Demandarán penalmente a Pepe Arroyo, tras irrumpir con violencia en restaurante de su padre

Demandarán penalmente a Pepe Arroyo, tras irrumpir con violencia en restaurante de su padre

El empresario Jesús Arroyo, propietario del reconocido restaurante que lleva su nombre acusó a su hijo, Pepe Arroyo Loyo, de allanar las instalaciones del negocio con golpeadores con la intención de retomar de nueva cuenta su administración. Jesús aseguró que denunciará penalmente a su vástago.

Con la llegada de los golpeadores, Jesús Arroyo y su hija Leticia se resguardaron en la parte trasera del restaurante, famoso en el medio taurino por su plaza de toros, mientras pidieron auxilio a la policía.

En entrevista con el periodista Joaquín López Dóriga, por cierto gran aficionado a la fiesta brava, Jesús Arroyo señaló que: ‘Quité a mi hijo José del lugar donde estaba (como administrador), entonces vino con una cantidad de gente, golpeadores a quererse meter por la fuerza. Nunca pensé que ocurriera esto y menos a estas alturas’.

APARECIÓ ACOMPAÑADO

La hija de don Jesús, como también se le conoce al empresario y promotor de la fiesta brava, dijo a los mismos micrófonos que se presentó una persona con una notificación que no había sido tramitada ante un juzgado. Momentos después, apareció su hermanastro José Arroyo, también ganadero de bravo, en compañía de un grupo de golpeadores para intentar tomar las instalaciones por la fuerza.

‘Mi papa hace unos meses destituyó a mi hermano del cargo de administrador del restaurante y han estado tratando de retomar la administración el día de hoy con un poder que ya tenía revocado.  Llegó una persona a traernos una notificación, era un corredor y el trámite ni siquiera está hecho ante un juzgador. Teníamos cerrado porque teníamos pensado que algo iban a hacer, cerramos las rejas del restaurante y llega un grupo de golpeadores con él para entrar por la fuerza’, señaló.

RETOMAR ADMINISTRACIÓN

Leticia Arroyo abundó: ‘José quiere retomar la administración que mi papá le quitó por malos manejos. No se conforma con la destitución y con el que se le hayan revocado los poderes. Sí hay un faltante de dinero, hay una auditoría para tener todo esto perfectamente validado, pero todavía no se termina esta auditoría. Incluso pusieron a mi papá en peligro porque entró todo este grupo de golpeadores a meterse por la fuerza y exigían que se les entregue documentación y computadoras’.

SIN PODER

Agregó que José no tiene poder alguno sobre el restaurante, ‘aún así está haciendo este tipo de cosas aun en contra de los deseos de mi papá, que es el dueño del 99.9 por ciento de las acciones. Ya están nuestros abogados en el restaurante y son los que se van a encargar de proceder de otra manera. No es posible que llegué haciendo uso de violencia, a allanar’.

‘Mi papá no quería llegar a estas instancias, sino que fuera un asunto mercantil, pero con lo que sucedió está decidido a denunciarlo penalmente. Queremos que esto se sepa y que la gente esté enterada de lo que está pasando. Está poniendo a mi papá en peligro’, aseguró.

DENUNCIA PENAL

El empresario Jesús Arroyo, de 86 años de edad y dueño totalmente del restaurante que lleva su apellido, denunciará penalmente a su hijo luego de que éste arribara a las instalaciones con un grupo de golpeadores para tratar de allanar el inmueble.

IRRUMPEN

En las imágenes que circularon en redes, grabadas desde las oficinas del restaurante, se observa a un grupo de personas que rompen las rejas de entrada, previamente cerradas por un reducido número de policías que no pudieron evitar que ingresaran.

La transmisión se interrumpe cuando quien graba dice ‘hay que encerrarnos aquí’.

 

error: ¡¡El contenido está protegido !!