NOTICIAS DESTACADAS
Inicio / Noticias / El toro bravo debe morir dignamente en la plaza: Marco Antonio González
El toro bravo debe morir dignamente en la plaza: Marco Antonio González

El toro bravo debe morir dignamente en la plaza: Marco Antonio González

Gustavo Mares

La incertidumbre que existe por la crisis de covid-19 que azota al mundo le pega fuerte a los ganaderos de bravo, que al no tener ni siquiera una fecha aproximada para que concluya la pandemia, no puede definir el futuro de los encierros. Sin embargo, algo queda claro y es que harán hasta lo último para que los toros bravos sean lidiados en una plaza de toros

La preocupación es evidente, tal como lo comenta el criador tlaxcalteca Marco Antonio González, propietario de la legendaria ganadería de Piedras Negras fundada en 1874: ‘Ahora mismo tocábamos ese tema aquí en la ganadería, donde pasamos la cuarentena mi primo el ganadero Antonio de Haro y el también criador Carlos Castañeda. Lo difícil radica en que no se sabe cuándo pasará la pandemia. Esto te ata de pies y manos para poder hacer algún plan, porque es al aire. En tanto no se defina cuándo pasará todo, lo único que nos resta es tener varias opciones según se vayan dando los acontecimientos. El tiempo pasa y los toros se van poniendo cada vez más grandes y fuertes’.

‘Hay preocupación, pero también ocupación, aún en estos momentos se tiene que trabajar en consecuencia. Es claro que habrá una crisis económica fuerte. Ahora mismo la cosa está difícil, porque los toros siguen comiendo, pero antes que nada debes de llevar comida a tu casa, a tu familia’.

‘Yo creo para tratar de aminorar el impacto en la tauromaquia se tendrán que ajustar muchas cosas. Tendremos que jalar todos parejos para salir adelante, porque habrá prioridades antes que acudir a la plaza, por eso deberemos jalar todos en la misma dirección’, señala el ganadero quien tiene listos cuatro encierros. ‘Dos que ya están muy bien puestos, y otros dos que en dos meses se pondrán igual’.

Aunque será el tiempo que dure la pandemia el que marque la pauta del camino a seguir para solventar la crisis, el propietario de la prestigiada divisa negro y rojo tiene claro que buscará por todos los medios que los imponentes piedranegrinos sean lidiados en la plaza de toros por una gran razón: ‘Los toros bravos deben morir dignamente en una plaza de toros’.