NOTICIAS DESTACADAS
Inicio / Noticias / Fue un “tanque de oxígeno”: Juan Pablo Sánchez
Fue un “tanque de oxígeno”: Juan Pablo Sánchez

Fue un “tanque de oxígeno”: Juan Pablo Sánchez

*El espada acalitense está consciente de que el corte de trofeos es importante, pero al final de cuentas la respuesta de la gente es la buena

MARY PAZ GONZÁLEZ

Hay tardes en las que los toreros, sobre todo los matadores de toros de donde sea, se quedan mejor con el reconocimiento del público que con el corte de uno o varios apéndices, pues eso corresponde al buen juicio y criterio del juez de plaza, supuestamente representante de la autoridad de la localidad donde se ubique el coso, pero a veces, como sucedió el reciente domingo en la Monumental Plaza México, con gente en el palco de jueceo como Enrique Braun, quien no vela por los intereses del público y hace caso omiso a las peticiones mayoritarias para solicitar los premios para los diestros, pues simplemente les impide redondear sus actuaciones y el derecho a poder abril la Puerta Grande como la de “El Encierro”.

Víctimas de esa poca visión analítica de la autoridad fueron el pasado domingo los espadas, el aquicalidense Juan Pablo Sánchez y el jerezano Ginés Marín, negándosele una oreja más al primero de ellos para salir en volandas, pero no fue así y, al segundo, en el toro que cerró plaza, le escatimó un apéndice bien ganado, pero igualmente no hubo tal porque así lo decidió el protagónico juez de plaza.

Sin embargo, más allá del corte de orejas o rabos, está reiteramos el reconocimiento general de los aficionados y al respecto de la tarde que tuvo Juan Pablo Sánchez, en entrevista nos habló de sus impresiones.

“Mi actuación en la Monumental Plaza México ha sido un auténtico ‘tanque de oxígeno’ para mi trayectoria, por su contenido. Estoy contento, no se pudo salir en hombros, pero si se dio un paso adelante con mucha firmeza”.

Más allá de los apéndices, la respuesta de la gente ha sido relevante.

“Sí, la disfruté mucho y lo repito, esta afición es la mejor que hay, espera mucho a los toreros. Es bonita y entregada”.

Sobre la concesión o no de los trofeos por parte de la autoridad, Juan Pablo simple y sencillamente dijo: “La verdad es que no me gasto en ello. Claro que las orejas son importantes, pero cuando te entregas en el ruedo como lo hice este domingo en la México y que la gente te lo reconozca, eso es invaluable”.

Sobre la posibilidad de poder volver al coso de Insurgentes en la corrida del 22 de diciembre entrante, Sánchez fue claro y conciso: “Yo estoy para torear donde sea y se me llaman para esa fecha estaré listo”.

Finalmente, Juan Pablo confesó que no tiene contratos hechos para cerrar un año que le fue difícil, pero después del paso que dio en la Plaza México sabe que de algo le servirá. ¡Enhorabuena y suerte matador!

ES POSIBLE

Que Juan Pablo Sánchez pueda colarse a la corrida del domingo 22 de diciembre próximo, novena de la Temporada Grande 2019-2020.