CALVILLO: El rejoneador Emiliano Gamero sale en hombros

Por MARY PAZ GONZÁLEZ, corresponsal/Foto ADARBO

CALVILLO, Aguascalientes. Domingo 13 de diciembre .- La tradicional corrida, en este caso mixta, de la Feria de la Guayaba, ha tenido como triunfador al rejoneador Emiliano Gamero, tras cortarle las orejas a su segundo astado y por ello salir en volandas. Sus acompañantes en el cartel, el matador de toros Gerardo Adame y el novillero Manuel Gutiérrez “Esparterito”, obtuvieron un apéndice cada uno, en tanto que el también matador de toros Diego Sánchez se fue de vacío por fallar con la espada.

Ante un lleno a reventar, en el coso Charro Taurino “Mariano Ramos” y en tarde fresca, se lidiaron siete ejemplares bien presentados de la ganadería jalisciense de Xalmonto, que se dejaron torear en términos generales destacando el segundo que sirvió para el toreo a la jineta.

Abrió el festejo el novillero estatal MANUEL GUTIÉRREZ “ESPARTERITO” con un ejemplar de nombre “Guayeco”, débil pero que se dejó torear, estando con el capote variado y con ganas de agradar. Cubrió el segundo tercio entre fuertes aplausos para luego, con la muleta, realizar un trasteo muy torero por ambos lados aunque con algunos baches pero logró sortearlos, hizo su toreo por el lado izquierdo. Al final acortó distancias y logró torear por derechazos de manera entonada, terminando de estocada honda, tendida y desprendida, para que le fuera concedida una oreja.

En el primer toro de su lote, el rejoneador defeño EMILIANO GAMERO montando a “Quimera”, se dejó ver toreando a la grupa, haciéndolo todo el jinete, pues el astado estaba muy parado, logró clavar dos rejones de castigo. Cambió de cabalgadura y sobre “Casanova” templó toreando de costado y dando el pecho del corcel de dos banderillas largas a una mano. Luego, encima de “Cigala”, vivió su mejor momento al clavar dos banderillas al violín, de buena exposición. En el último tercio, manejando la rienda de “Presagio”, clavó una banderilla corta, para después matar de manera defectuosa y saliendo el caballo, con un rayón arriba del anca derecha. Pasó apuros para terminar y el público le ovacionó el esfuerzo, aunque la autoridad, por tiempo transcurrido le sonó un aviso.

A su segundo, llamado “Robert”, un estupendo astado para rejones, cabalgando con “Guadalupano”, clavó tres rejones de castigo haciendo que el toro se creciera yendo a más. Después, ensillado en “Sabor a mí”, expuso de más la cabalgadura, estando muy valiente para colocar dos banderillas largas a una mano, para salir cabalgando a la grupa y recostado, además de una pasada por dentro. Siguió encima de “Leyenda”, clavando otros dos palos largos y sobre “Cigala” lograr tres garapullos al violín y realizar espectaculares balotadas y encima de “Presagio”, dejó banderillas cortas para matar de pinchazo y estocada siéndole concedidas las orejas.

En la lidia a pie, el matador aquicalidense GERARDO ADAME en su primer toro lanceó bien a pies juntos y mejor se vio en un quite por saltilleras y gaoneras. Con la franela realizó un talentoso trasteo que remató por ayudados por alto seguidos de derechazos largos y templados. Por el izquierdo estuvo aún mejor además de meterse entre los pitones aprovechando lo noblote aunque débil astado. Hizo el toreo en redondo aguantando para terminar con manoletinas, pero falló al matar y todo quedó en una salida al tercio.

En su segundo, llamado “Cuervero” lanceó bien a la verónica y mejor se vio en un quite por chicuelinas. El toro que empezó bien prometía, terminó muy parado, sin embargo, aprovechando lo poco que tenía el toro, inició la faena de muleta de manera variada con cambiados por la espalda y los de pecho, todo en un palmo de terreno, para después meterse entre los pitones y sacarle con tirabuzón estupendos muletazos tanto por la derecha como por la izquierda, aguantando de verdad. Manoletinas para cerrar el trasteo y finiquitar de pinchazo de estocada contraria y serle otorgada una oreja. Por cierto, este astado se lo brindó al que fuera su maestro el matador retirado Luis Fernando Sánchez.

Al primer astado que le tocó en suerte, el diestro aguascalentense DIEGO SÁNCHEZ lo veroniqueó con clase. Su quehacer de muleta lo cuajó a base de toreo templado y de asentamiento por los dos perfiles. Su labor fue de mucha calidad y buena clase sobre todo al saber aprovechar la poca fuerza del astado terminando con manoletinas, un pase del desprecio y se perfiló para entrar a matar sin tener suerte, siendo despedido entre ovaciones.

Y en el burel que cerró plaza, que tardó de bajar del cajón al ruedo y salió evidentemente lastimado de los cuartos delanteros, muy poco se prestó para el lucimiento, pues embestía con la cabeza arriba y con el hocico abierto, aun así Diego lanceó bien a la verónica y a pesar de la merma física del toro le cuajó una faena de voluntad y mucho mérito por ambos lados, sacándole muletazos que no tenía el toro, sin duda, una labor de mucho mérito. Por desgracia volvió a fallar con la espada y todo quedó en palmas.

FICHA: CALVILLO, Aguascalientes. Corrida mixta Guadalupana de la Feria de la Guayaba. Coso charro taurino “Mariano Ramos”. Entrada: lleno a reventar en tarde fresca. Siete astados de Xalmonto, bien presentados, toreables en general y destacando el segundo para rejones, que fue bravo. El rejoneador Emiliano Gamero: ovación y dos orejas. A pie, Gerardo Adame al tercio y una oreja. Diego Sánchez: ovación y palmas. El novillero Manuel Gutiérrez “Esparterito”: una oreja.